Hero Background
Header Image
Crédito fotográfico: Pixabay

Trece grandes inversionistas internacionales y cinco gestoras de carteras que suman más de 2 billones de libras esterlinas en activos lanzaron la “Transition Pathway Initiative” (TPI) para entender cómo la transición hacia una economía baja en emisiones de carbono va a influir en sus inversiones.

A través de una herramienta en línea pública y transparente, la TPI evaluará el posicionamiento de compañías del sector privado en su transición hacia una economía baja en carbono. La iniciativa fue presentada en la apertura de la Bolsa de Londres, el miércoles 11 de enero.

Patricia Espinosa, Secretaria Ejecutiva de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (CMNUCC), acogió así la iniciativa:

“Aplaudo la nueva iniciativa TPI y a sus miembros fundadores. Esta iniciativa hace posible la adecuación de las inversiones globales con la urgencia de alcanzar los objetivos, metas y aspiraciones del Acuerdo de París”.

El objetivo central del Acuerdo de París sobre el cambio climático es limitar el aumento de la temperatura media mundial muy por debajo de 2 grados centígrados y lo más cerca posible de 1,5 grados, con respecto a las temperaturas de la era preindustrial. Esto solo se logrará si una buena parte de las reservas de combustibles fósiles permanecen sin explotar.

La TPI está liderada por los gestores de las inversiones de la Iglesia de Inglaterra (Church of England’s National Investing Bodies) y el Fondo de pensiones de la agencia ambiental, en colaboración con el Instituto Grantham de Investigación sobre Cambio Climático y Medio Ambiente de la London School of Economics. Por su parte, FTSE Russell es el proveedor de los datos en los que se basa la herramienta.

Adam Matthews, copresidente de la iniciativa y uno de los responsables de la junta del fondo de pensiones de la Iglesia de Inglaterra, dijo:

“La TPI es un punto de inflexión para el mercado. La iniciativa identificará a las compañías preparadas para la transición hacia una economía baja en carbono y a aquellas más expuestas a riesgos. No hay duda de que los accionistas están considerando seriamente estos riesgos y de que en los próximos años este será un tema importante que discutiremos con las empresas”.

En el lanzamiento de la iniciativa se presentaron análisis preliminares sobre productos de inversión relacionados con el petróleo, el gas y la electricidad. En los próximos meses se evaluará cómo otros sectores y compañías específicas están gestionando su desempeño en este ámbito.

La herramienta ha sido diseñada para completar los esfuerzos del grupo de trabajo sobre riesgos financieros relacionados con el clima (Taskforce on Climate-Related Financial Disclosure o TCFD, por sus siglas en inglés), para definir cómo los fututos esquemas de inversión se posicionan con respecto al objetivo de los 2 grados centígrados y con respecto a las políticas públicas a las que se están comprometiendo los países.

Lea el comunicado de prensa o visite el sitio web de la iniciativa TPI.

 

 

Boletín de noticias